Las fiestas universitarias en el punto de mira como foco de expansión de la covid-19


En este momento hacer fiestas en pisos puede salirle muy caro a los estudiantes en Santiago. El ayuntamiento endurece las multas. 200 euros entre las diez y las doce de la noche, 500 desde esa hora y hasta las tres de la mañana y a partir de ahí 750 euros. Desde el inicio del curso la Policía Local intervino en 159 fiestas en pisos. Para los reincidentes las multas se elevan a 1.500 euros. Santiago multiplicó el incidente de casos de covid desde el inicio del curso escolar. Se sospecha que puede tener que ver más con el ocio nocturno de los estudiantes que con la actividad docente.