Los periodistas Maria Ressa y Dmitri Muratov reciben el Nobel de la Paz


Dos periodistas que se juegan la vida por la libertad de prensa han recibido este viernes el Premio Nobel de la Paz en el Ayuntamiento de Oslo: la filipina Maria Ressa,cofundadora del sitio de información Rappler, crítica con el presidente Duterte, y el ruso Dmitri Muratov, redactor jefe del diario independiente Novaia Gazeta. El galardón -una medalla de oro y diez millones de coronas suecas, casi un millón de euros- ha sido entregado en una ceremonia reducida a causa de la pandemia.

Ress,a que ha dedicado el premio a todos los periodistas del mundo, ha destacado la necesidad de reconstruir el periodistmo del siglo XXI y eliminar el control económico que se beneficia del odio y las mentiras. Condenada por difamación y en libertad condicional, ha tenido que pedir permiso a varios tribunales para poder viajar a Noruega.

También se ha entregado el Nobel de la Paz del año pasado al director ejecutivo del Programa Mundial de Alimentos David Beasley, pues el acto de 2020 fue anulado por la crisis sanitaria.