Victoria balsámica en Manresa, el Obradoiro sale del pozo


Ganó el Obra en Manresa 79-85, se aleja del farolillo rojo, sale del descenso y se coloca en la plaza 16 con 3 victorias, las mismas que Estudiantes, el 15 y a una victoria de la zona templada. Regresa  a Santiago con la moral alta para afrontar el resto de la larga temporada por disputar.

Jugaba el equipo gallego en horario de tarde a las 18 h del sábado en el Nou Congost manresano. Un partido trascendental para ambos conjuntos puesto que la victoria suponía superar en la clasificación al rival de hoy y salir de problemas.

Saltaba a la cancha Obradoiro con una idea clara: defender, y bajo esa premisa cimentó su victoria. Manresa anotó 79 puntos y en esos parámetros, Obradoiro se mueve como pez en el agua. A pocos puntos, el equipo compostelano, suele ganar. Todo lo contrario que a tanteos altos, donde le cuesta más. Defensa intensa y dura, traducida en actitud que le lleva también a ganar la batalla del rebote, 40 gallegos,  de estos, 15 ofensivos,  por 37 catalanes y solo 6 ofensivos.  Acierto en tiros libres con 13/15 y pérdidas de balón, 10, que no lastraron en demasía y no se convirtieron en un caudal inagotable de  puntos para el equipo local. Además, los  triple anotados  con un 10/26 compostelano (38,46%), frente a un 5/26 (19,23%) local hizo posible el 79-85 final que reflejaba el electrónico.

Comenzaba el encuentro con la baja inesperada del ex Manresa, Álvaro Muñoz, quién estaba asumiendo un rol fundamental en el Obra en este inicio de campaña, jugando realmente bien pero que fue suplido excepcionalmente por un colosal Czerapowizc.

Primer cuarto con un gran Daum, quien recordó por momentos al Dauminator de la NCAA, acompañado por el sueco Czerapowizc para colocar el 18-25 min 10.

Continuaba Mike Daum en modo apisonadora llegando el Obradoiro a  alcanzar la máxima renta, 21-34 min 13. Fue ahí cuando  el nivel defensivo se desplomó y los de Pedro Martínez comandados por el potencial anotador de Toolson (25 puntos, máximo anotador del partido y MVP con 26) y Magarity, excepcional sin balón, cortando por el lado débil y sorprendiendo a la defensa gallega, empatan el encuentro 37-37, con un parcial de 16-3. Para acabar la primera mitad volteando el marcador 42-41 merced a un triple de Toolson, mal defendido, en el final del segundo cuarto.

En la segunda mitad Manresa encendía las alarmas compostelanas con 56-48, minuto 25. Aparecía, por fin, De Zeeuw quien anotaba 8 puntos, de especial importancia y cogía 5 rebotes en 8 minutos. Parcial de 2-15 tras la jugada clave del partido, 7 puntos seguidos, triple de un sorprendentemente  ya consolidado en su 2º partido, Font, con antideportiva, también anotada y otro triple de De Zeeuw. Concluyendo el cuarto con un 2+1, también del belga y 62-68 como antesala del último cuarto.

Pero Manresa se volvía a poner por delante, 73-71 minuto 36. Emergía de nuevo la figura de Kravic, otra vez el mejor de los visitantes, 20 puntos y 21 de valoración, aprovechando muy bien los errores manresanos. Se producían 2 recuperaciones clave, una del propio serbio y otra de Pozas, también excepcional con 9 asistencias. A esto se le  unían los rebotes clave de Czerapowizc  y el triple de Magee (1/7),  único que anotó en el partido pero muy importante, y en este  el último cuarto, para parar al Manresa y  llevar así, al Obra al triunfo.

Tranquilidad por tanto en Obradoiro, el cual, tras un Tourmalet de equipos grandes en los primeros compases de la liga, empieza a ser competitivo y capaz de ganar a equipos de su supuesta liga.

Próximo sábado, a las 20.30 h, Morabanc Andorra en Sar. De ganar, el equipo daría un salto importantísimo en la clasificación, cambiando totalmente la dinámica, para buscar, quizás, y soñar, tal vez, cotas mayores. Pero seamos cautos, no lancemos las campanas al vuelo y  vayamos paso a paso, para lograr el objetivo santiagués que no es otro que el título de la permanencia. Paciencia, tranquilidad y a seguir en esta línea…defendiendo.

ALEJANDRO LUIS OTERO JAMARDO