La Corporación local de A Coruña busca que las personas con rentas más bajas no paguen por los servicios básicos

coruna.gal

  • El Ayuntamiento establece una “cuota cero” para las personas que reciban el IPREM (537 euros/mes)

El Gobierno local presenta mañana al Pleno para su aprobación las modificaciones de las ordenanzas fiscales que entrarán en vigor en 2020 con el fin de garantizarles a las personas sin recursos el acceso a los servicios básicos.

Las modificaciones establecen una cuota cero y bonificaciones en los servicios de depuración, saneamiento, suministro de agua potable y en la tasa de basura para las personas con menos recursos que están en riesgo de exclusión social. En esta modificación se introduce «el derecho humano al acceso al agua potable».

El portavoz municipal, José Manuel Lage, explicó que todas las personas que reciban el IPREM (537 euros/mes) u otros subsidios de menor cuantía no pagarán por esos servicios y tasas y quien gane 1,5 veces el IPREM (805 euros/mes) tendrá una bonificación del 75% en estos servicios y tasas municipales.

Con el fin de primar la reducción de los residuos, el Ayuntamiento presenta una ordenanza que busca lograr una cultura de residuos «cero». Así las personas o entidades que instalen composteiros individuales o comunitarios tendrán un 50% de bonificación.

El portavoz municipal señaló durante la presentación de las ordenanzas que «son responsables fiscalmente al no poner en riesgo a política de ingresos; justas socialmente, porque bonifican las personas que tienen menos recursos y comprometidas con el medio ambiente al primar la reducción de residuos con una bonificación novidosa».