Aparece muerto con un disparo en Cances-Carballo

Lugar de Cances Grande.

Un hombre de 53 años de edad, J.M.G.L., casado y con una hija, apareció al mediodía de este jueves, según fuentes próximas, muerto con un disparo de escopeta en su cama, parece ser que todavía estaba en pijama y se investiga el modus operandi y si se pudiese tratar de un suicidio. Esta persona en cuestión residía en el lugar de Cances Grande, en Carballo, aunque natural de la parroquia de Sofán, y trabajaba un negocio familiar de maquinaria agrícola en Arteixo.

Una vez dada la voz de alarma, al lugar se desplazó la Policía Local, la Guardia Civil de Carballo y una ambulancia del 061, pero ya nada pudieron hacer por salvarle la vida.