Cortes puntuales y desvíos de tráfico por obras en la carretera AC-552 en Meicende, Arteixo


Las obras de mejora de seguridad vial en la carretera AC-552 en Arteixo hacen necesarios cortes puntuales y desvíos de tráfico a lo largo de esta semana. La intervención en esta carretera autonómica comprende el tramo de la vía desde el punto kilométrico 2,1, después de la glorieta de enlace con la autopista AG-55, hasta la vía de acceso a la presa de Meicende, en el punto kilométrico 3.

Este lunes comenzó la realización de voladuras en el entorno de la glorieta. Para garantizar la seguridad en los trabajos, fue necesario cortar el tráfico de la vía en breves intervalos de tiempo, estando dirigida la circulación por señalistas. Este martes se inició la ejecución de los rellenos de la glorieta en el punto kilométrico 2,5, lo que obliga a desviar el tráfico durante dos días. Este desvío estará previamente señalizado para facilitar la movilidad.

En la madrugada del domingo comenzaron los trabajos de aglomerado, ejecutando bacheos del tronco, sobreanchos, vías de servicio y aglomerado en la glorieta del punto kilométrico 2,5, que se prevé que estará en servicio este mismo viernes día 18. Estas adaptaciones del tráfico son precisas para seguir avanzando en esta intervención que la Consellería de Infraestructuras y Movilidad inició a mediados de abril para eliminar el tramo de concentración de accidentes en este área.

Los trabajos, que supondrán una inversión autonómica de más de 2 millones de euros, están avanzando a buen ritmo y tienen un plazo de ejecución de 12 meses. La carretera AC-552 tiene un tráfico elevado y recorre una zona industrial, con numerosas naves, una estación de servicio y canteras. Para mejorar la seguridad del tramo se prevé la ejecución de dos glorietas en los puntos kilométricos 2,5 y 2,8, en las que se realizarán los giros.

La segunda glorieta servirá, además, para calmar el tráfico en sentido A Coruña, tras el tramo de fuerte pendiente descendiente anterior. El proyecto también prevé la ejecución de una vía de servicio en el margen derecho, sentido Fisterra, para evitar las incorporaciones directas a la carretera desde las naves y la estación de servicio existente.