VOX advierte de que el Plan Director de Alvedro afectará a unos 10.000 vecinos y pide su revisión


El coordinador de VOX Oleiros, Oscar Rodríguez Pino, ha instado al Pleno municipal del Ayuntamiento oleirense a que tome medidas para evitar que los vecinos de Montrove y Liáns se vean afectados tras la ampliación del Aeropuerto de Alvedro.

Para ello, el coordinador de VOX ha presentado, a través del registro del Consistorio de Oleiros, una batería de preguntas con el objeto de que se debatan en sesión plenaria antes de que se acometan las obras de ampliación.

Dichas obras, ha señalado Rodríguez, “tendrán un impacto muy significativo en la ordenación urbanística y territorial”, porque, explica, “condicionarán las calificaciones urbanísticas, el uso del suelo y el régimen de las edificaciones”. Por eso, el coordinador de VOX ha solicitado a la corporación municipal que debata posibles actuaciones en defensa de los intereses urbanísticos, de contaminación acústica y de salud auditiva de los vecinos de Oleiros.

“Alrededor del 55% del suelo calificado que queda dentro de esta servidumbre acústica es de uso residencial”, ha indicado Rodríguez, quien también le ha reprochado al alcalde de Oleiros, Ángel García Seoane que se manifieste públicamente diciendo que “se trata de un problema serio para mucha gente” y, sin embargo, “se quede de brazos cruzados”.

Así, el coordinador ha recordado que está situación se ha producido después de que el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana (MITMA) aprobase la modificación del Plan Director del Aeropuerto de A Coruña, mediante una Orden Ministerial que se publicó el 17 de octubre en el Boletín Oficial del Estado (BOE).

Finalmente, desde VOX han advertido de que, con la ampliación del aeropuerto, las zonas de Pazo do Río en Montrove y Liáns, y la zona residencial en O Graxal también se verán afectadas por la huella sonora de los aviones. A nivel comarcal, dicha huella quedará por encima de 4.792 viviendas, de las cuales 2.916 no están dentro del plan de aislamiento acústico actualmente vigente, pues la delimitación que propone ahora Aena es más amplia. En definitiva, se estima que un total de 9.977 personas se verán afectadas.